El presupuesto de la futura PAC debe mantenerse, como mínimo, en su nivel actual

Posición de la Comisión de Agricultura del Parlamento Europeo

Para cumplir con sus objetivos, la futura política agraria “debe recibir una financiación suficiente, lo que significa mantener, como mínimo, el presupuesto de la PAC en su nivel actual”. Esta es la posición de la Comisión de Agricultura del Parlamento Europeo (Comagri), que ha adoptado una serie de propuestas de cara a la reforma de la PAC.

Los eurodiputados agrícolas señalan que entre las prioridades de esa futura PAC está que las “explotaciones agrarias sean más sostenibles y estén plenamente integradas en la economía circular, el fomento de la innovación, la investigación y las buenas prácticas”. Para todo ello, insisten, hace falta un presupuesto suficiente.

Subsidiariedad sin renacionalización

La Comagri está de acuerdo con que la política agraria comunitaria se apoye en una serie de objetivos comunes y que después sean los Estados miembros los que definan su estrategia nacional y elijan las medidas más adecuadas a sus circunstancias para lograrlos. Sin embargo, rechazan cualquier renacionalización de la PAC, ya que ello “podría falsear la competencia en el mercado único”. Defiende, por tanto, que siga siendo “realmente común”.

Ayudas centradas en los “verdaderos agricultores”

En lo que respecta a las ayudas directas, esta comisión parlamentaria considera que deben seguir financiándose íntegramente con fondos de la UE y que hay que modificar su método de cálculo de aquí al año 2030, con el fin de ir eliminando progresivamente los criterios históricos y apoyando más a quienes proporcionen bienes públicos.

Estima asimismo que hay que garantizar que el apoyo beneficie a los “verdaderos agricultores”, aumentar las ayudas a los jóvenes y a los nuevos agricultores y también a los más afectados por la volatilidad de los precios. Por otro lado, habría que establecer un techo de ayudas por explotación obligatorio en toda la UE con el fin de destinar menos dinero a las grandes explotaciones.

Los eurodiputados agrícolas apoyan el mantenimiento de pagos acoplados a ciertos sectores frágiles cuya producción tenga una importancia estratégica, como las proteaginosas, o para compensar los efectos de los acuerdos de libre comercio.

En relación con el reverdecimiento consideran que hay que reducir la burocracia en el caso de las medidas obligatorias, poniendo el acento en los resultados.

Respecto a las negociaciones comerciales con terceros países, defienden que se excluyan de las mismas los sectores más sensibles.

La Comisión de Agricultura del Parlamento Europeo ha adoptado esta posición por 32 votos a favor, 5 en contra y 6 abstenciones. El siguiente paso en su votación en el pleno de la Asamblea de finales de este mes de mayo.

Todos los derechos reservados. Queda prohibido reproducir, distribuir, comunicar públicamente o transformar, todo o parte del contenido de este sitio web, incluido, pero no limitado a, los textos, las fotos y los videos, sin el permiso previo y por escrito de Informativos Agrarios S.L.