Interporc y Ryanair, premios Atila 2019 por la destrucción del medio ambiente

Como cada año, Ecologistas en Acción recuerda que el 5 de junio es el Día Mundial del Medio Ambiente, una fecha establecida por la Asamblea General de las Naciones Unidas en 1972 para aumentar la conciencia medioambiental y fomentar la acción global en la protección del medio ambiente. Para ello, la organización ecologista premia a los que son como Atila: por donde pasan, no crece ni la hierba. Con estos premios se señala a instituciones y a sus responsables como causantes de agudizar la crisis social y ambiental.

Primer premio

El primer premio, Premio Atila 2019, ha sido para la patronal del sector porcino Interporc, lobby que reúne a las grandes empresas cárnicas en España. Para justificar el galardón, Ecologistas en Acción ha ofrecido ocho argumentos:

  1. Por contaminar el agua con los purines de las explotaciones porcinas industriales lo que conlleva que muchos municipios y habitantes del mundo rural no tengan acceso a agua potable.
  2. Por contribuir al cambio climático a partir de las enormes emisiones de gases de efecto invernadero, dióxido de carbono y metano, que provoca la industria cárnica porcina.
  3. Por el uso abusivo de antibióticos que utiliza el modelo ganadero industrial y que provoca la resistencia a estos medicamentos y un grave peligro para la salud pública.
  4. Por la emisión de gases y partículas tóxicas, como el amoniaco y las micropartículas PM2,5, que supone el incremento de enfermedades respiratorias en la población de los territorios donde se instalan estas explotaciones.
  5. Por las malas condiciones laborales en las que trabajan las personas en este sector.
  6. Por las nefastas condiciones en las que viven los animales en el modelo ganadero intensivo.
  7. Por la despoblación del medio rural provocada por los perjuicios que desencadena la ganadería industrial.
  8. Por la dieta desequilibrada y no saludable que fomenta la producción industrial a causa de los bajos precios, cuya única explicación posible es la externalización de los costes sociales y ambientales, y que implica un aumento de las enfermedades cardiovasculares, el cáncer colorrectal, la diabetes y la obesidad.

Segundo premio

El segundo premio, Premio Caballo de Atila, se lo ha llevado la línea aérea Ryanair. Las razones que Ecologistas en Acción ha esgrimido para otorgar este galardón han sido:

  1. Por haber entrado en la lista de las diez compañías europeas más emisoras, un “prestigio” reservado hasta ahora para centrales térmicas.
  2. Porque representa como nadie los privilegios fiscales de la aviación, que no paga ni impuestos al combustible ni IVA, compitiendo en desigualdad con medios más sostenibles como el tren.
  3. Por su política de vender billetes de avión a precios ridículos a cambios de subvenciones públicas y privadas. Un método que contribuye al calentamiento del planeta, la gentrificación de las ciudades y la masificación turística.
  4. Por ser la compañía preferida para llenar aeropuertos inviables a base de subvenciones.
  5. Por vulnerar los derechos de las trabajadoras y los trabajadores para seguir bajando los precios de los vuelos.
  6. Porque posiblemente sea la compañía que peor trata a sus clientes.

Accésits especiales

Además, este año Ecologistas en Acción ha entregado dos accésits especiales: uno a la empresa Puy Du Fou España y otro al alcalde de Sevilla, Juan Espadas Cejas.

Puy du Fou España está llevando a cabo la construcción de un macroparque temático en Toledo. La instalación está llamada a atraer más de dos millones de personas, duplicando las visitas a una ciudad ya colapsada en muchas fechas del año y donde el vecindario y el comercio tradicional del casco histórico son expulsados poco a poco. Los propios promotores calculan que llegarán a necesitar plazas turísticas equivalentes a 38 hoteles.

Para llevar a cabo el parque no ha sido obstáculo que los terrenos donde se ejecutan las obras estén protegidos urbanísticamente, ni que su valor principal sea el paisaje y la presencia de especies amenazadas de extinción.

Actualmente se está destruyendo con maquinaria pesada una superficie equivalente a casi 80 campos de fútbol y levantando estructuras de 20 metros de alto en pleno campo. El proyecto Puy du Fou representa el retorno de la apuesta por los parques temáticos que tantos fracasos ha cosechado. La empresa y el Gobierno regional, apoyándose en los medios de comunicación y las campañas de marketing, han denostado, incluso con falsas acusaciones, a quienes han criticado el proyecto, un movimiento ciudadano llamado Queremos Saber la Verdad del Puy du Fou.

El alcalde de Sevilla, Juan Espadas (PSOE), recibe un segundo accésit por su muy deficiente gestión del patrimonio arbóreo de la ciudad, según denuncia la plataforma Salva Tus Árboles Sevilla (PlaSTAS), la entidad que lo ha nominado.

Así, en su mandato han sido talados más de 4.000 árboles, según criterios discutidos y no contrastados. No se han plantado los 20.000 que, en compensación (cinco por uno), exige el planeamiento de la ciudad. Se sigue podando a menudo de manera abusiva e innecesariamente en épocas nada recomendables.

También es muy mejorable la gestión de Espadas en materia de información y participación de la ciudadanía en esta materia, destacando el celo con que mantiene alejado de la luz y el escrutinio público el inventario de arbolado de la ciudad.

Todos los derechos reservados. Queda prohibido reproducir, distribuir, comunicar públicamente o transformar, todo o parte del contenido de este sitio web, incluido, pero no limitado a, los textos, las fotos y los videos, sin el permiso previo y por escrito de Informativos Agrarios S.L.