Las lluvias han provocado daños en cultivos de olivar y cereal en Lérida. En cambio han sido beneficiosas para los cítricos de la Comunidad Valenciana y las frutas tropicales de Málaga y Granada

Las lluvias que se registraron los últimos días en las provincias del litoral mediterráneo han afectado negativamente a los cereales y olivos de la provincia de Lérida. Sin embargo, han resultado beneficiosas para el campo en la Comunidad Valenciana, Málaga y Granada.

El martes las lluvias que cayeron en el municipio leridano de Bovera han provocado daños de entre un 20 y un 30% a la cosecha de oliva, según el Gobierno regional.

Además, el sindicato JARC-COAG ha asegurado que están preocupados por los productores de cereales afectados en esta provincia, porque tendrán que esperar semanas para poder acceder a los campos inundados.

En cambio estas tormentas han sido beneficiosas para los cultivos de otras regiones.

La Asociación Valenciana de Agricultores, AVA-ASAJA, ha reconocido que el agua se traducirá en un aumento de los calibres de los cítricos. Además, ha revitalizado y saneado los árboles de plagas y  también van a recargar los acuíferos en la comarca de Holla de Buñol.

En Andalucía, UPA Málaga ha asegurado que las lluvias han sido favorables para las frutas tropicales de la Axarquía y también en las zonas productoras de Granada, como son Motril y Almuñécar.

Todos los derechos reservados. Queda prohibido reproducir, distribuir, comunicar públicamente o transformar, todo o parte del contenido de este sitio web, incluido, pero no limitado a, los textos, las fotos y los videos, sin el permiso previo y por escrito de Informativos Agrarios S.L.